You are here

¿Quién no se ha sentido perdido alguna vez en la vida?
Por lo visto ya tenemos solución y se lo debemos nada más y nada menos que a Nadiah Alsagoff. El remedio a dicho problema es más simple de lo que algunos podíamos, tal vez, imaginar: un paraguas que nunca deja de recordar exactamente dónde nos encontramos. Para Nadiah este trabajo explora su interés por la “relación entre el cuerpo, el yo y su posición en el mundo todos los días.”here-1 256dc2034b1bfc163ea45ce95c424703

Anuncios